domingo, 22 de septiembre de 2019

Un ticket, el narrador y sus 7 secciones



Con la lectura de La parte inventada, Rodrigo Fresán, Mondadori, 2014; retomé la práctica de leer  libros por la zona que mejor pinte. ( en realidad, había comenzado a leer la novela que me costó $229 en abril de 2014 pero que dejé por ploma.)


Retomé su lectura  ( secciones :"El personaje real" y "El sitio donde termina el mar para que pueda comenzar el bosque" ) hasta la página 106,  luego,  ¿el editor? decidió cambiar de tipografía para sugerir un cambio de plano narrativo ¿ o funciona como nota al pie ?

 Adaptado a la intromisión de la nueva letra que según el narrador, le recuerda a la letra de su primera máquina de escribir, elegí un capítulo para continuar con la historia de: el escritor, la chica, el chico y su hermana y más especificaciones adelante, en la novela.

La parte inventada tiene 566 páginas divididas en 7 partes de títulos campanudos.  "La vida sin nosotros, o Apuntes para una breve historia del rock progresivo y de la ciencia-ficción" me pareció adecuado para continuar con la lectura y no estancarme. Me encontré con un capítulo que ronda en torno a Pink Floyd; 2001, Odisea del espacio y  recuerdos de la infancia narrados con velocidad y entusiasmo. 

Después me interné en un capítulo (" Mientras tanto, otra vez, junto a la escalinata del Museo, bajo un cielo inmenso") sobre los aeropuertos, las bolsas plásticas con globitos para explotar que se utilizan para embalar aparatos electrónicos  y el invento que revolucionó a las valijas: las rueditas. Todo sazonado con algunas reflexiones del narrador que olvidé por completo ergo mi lectura es superficial pero qué importa. Es como atravesar una ruta a gran velocidad, lo que hay alrededor, la periferia, se pierde en una linea continua o como uno quiera imaginarse que el espacio se transforma con la velocidad. 

Narrador de sensaciones, climas, colores y música más que de hechos tangibles y sucesivos; los nodos narrativos se corren de un lugar a otro. Una vez está sobre Kubrick. Otra, sobre la relación entre  Zelda y Scott Fitzgerald  con el matrimonio Sara y Gerald Murphy también versionado por el autor de El gran Gatsby en "Tender is the nigth" publicada en 1934. Y mucho más.

Donde pone el foco pone la palabra. Una serie de vocablos que descienden de trenes cargados hasta el tope de frases que se vacían como el tableteo de una ametralladora al mejor estilo el oso montañés de los dibujos animados que balea la pared mientras gruñe y mastica un dialecto de oso y,  por qué no, el final de Now de Santiago Alvarez.

Y se me pierden mil asuntos. El cuaderno de anotaciones japonés ( Biji ), la anécdota tomada de biografías ignotas, historias de cronopios, Kinks, Beatles y famas.

Debo confesar que aún no termino de leer el libro en su totalidad. Voy avanzando por varios flancos con la intención de abarcarlo lo que no quita que mande bocado de lo leído porque este es el tipo de libro que se puede arrancar por cualquier lado y eso está bien.



No hay comentarios:

De un paseo por los blogs

De un paseo por los blogs