miércoles, 9 de abril de 2008

Otra de Moby Dick





Estoy llegando a las páginas finales de Moby Dick. Qué extraño libro. No exageremos pero la novela no es la norma. Argumento hay, linealidad también. El señor Melville se tomó el tiempo de sentarse en su mesa de trabajo, revisar gruesos diccionarios , artículos de diarios, historias naturales y vaya a saber qué otro tipo de documento para escribir la historia de la caza de la ballena.


¿ Podrá la ballena extinguirse? De ninguna manera afirma el autor, el océano es extenso y vasto.
¿ Cuánto mide un cachalote ? ¿ Cuántos barriles de aceite se puede extraer de un leviatán? Y ¿ Cómo es la marmita donde se pone a fritar la grasa sabiamente lonjeada por el carnicero misterioso?
El mar balancea al Pequod en una boca de lobo tan sólo iluminada por las chispas vivaces que saltan de la caldera. Toda la embarcación se llena de ceniza que luego es utilizada para dejar los aceros como nuevos.
El capitán Ahab se hizo mala fama, ahora le hace falta dormir pero no puede, en su camarote raya mapas con escuadras , aun en plena tempestad, en su sillón de madera atornillado al suelo, piensa en Moby Dick.
Ismael no puede creer que luego de tanto tiempo en alta mar y con pocos avistajes de humanos, la veces que el Pequod se cruzó con balleneros norteamericanos no se saludaran, ni intercambien cartas, diarios, nada. Desde cubierta el viejo loco pregunta a los gritos: ¿ Han visto a la ballena blanca ? Y desde el barco interrogado, que parece haber regresado del infierno, los hombres famélicos, los rostros cenicientos, no dicen nada y si alguien habló, justo una ráfaga repentina que provino del centro del océano, apagó la voz pero Ahab no se inmuta, sigue su destino, a la caza de la ballena blanca.

Los días en el Pequod tienen su recompensa. Los botes balleneros ya fueron arriados varias veces para arponear cachalotes. Ismael entusiasmado describe: arpón, linea, bichero, forma de los instrumentos de hierro, el material de la linea, peso e instrumental de los botes de abedul, etc.

Ahab está cada día peor . Mantiene peleas con sus oficiales. Debe haber una manera para atrapar a la ballena. Manda a construir un arpón especial, también una pierna de marfil, la anterior se partió cuando visitó una nave inglesa.
El amigo de Ismael, Queequeg, forzado a trabajar como bestia cae enfermo y casi muere.A pedido del afiebrado, el carpintero pone manos a la obra para construir un ataúd, último deseo de Queequeg: meterse en el cajón junto a su ídolo de madera tallada a mano, Yojo, y comprobar la comodidad del receptáculo pero no, aún no es el momento de morir, tiene una misión y por ella a prometido su voluntad , matar a Moby Dick.

¿ Cuántas clases de ballenas hay ? ¿ Es realmente un pez ?
Los balleneros deben llevar provisones para tres años: toneles de agua fresca, cerveza, ron, carne, galletas. Hubiera sido necesario que describiera un barril.

Cuando la caza de ballenas es productiva y el esperma recolectado pingue y valioso, el capitán debe decidir que hacer con tantos barriles. Reacomodar los toneles de provisiones para hacer lugar a los barriles de aceite precioso. Pero este no es el caso del Pequod.

Un capítulo aparte para el esperma del cachalote, sustancia blancuzca y suave que hace entrar en trance a Ismael y hacerle decir, hermanos, ¿ Qué hacemos que no estamos todos juntos ?

El episodio más difundido de Moby Dick es el de la posada " El chorro de la ballena", Allí, nuestro narrador, Ismael, conoce al que será su entrañable amigo, Queequeg. Compartirán la cama, hablarán de ídolos, dioses y viajes. Ismael se llevará un gran susto con su compañero de cuarto.

Moby Dick, traducido del inglés por Enrique Pezzoni, edicones Debolsillo, tapa blanda, si lo manipulás sin cuidado se abre y como un árbol en otoño comienza a perder las hojas. También leí de la traducción de J M Valverde, editorial Planeta, edición cosida.
Ambas publicaciones tienen estudio preliminar, contextualización de la obra, una breve biografía del autor y los dos estudios no pasan por alto la importancia que tuvo Nathaniel Hawthorne.
Si tengo que elegir con cuàl de las dos versiones me quedaría elijo la de Pezzoni, utiliza un español carente de giros ibéricos. Sin embargo, son sumamente útiles las anotaciones a pie de página que posee la versión de Valverde.
Sigo con la lectura de las últimas páginas de esta novela maravillosa.

3 comentarios:

mythos dijo...

Hola mariano, recibí tu comentario y te lo agradezco mucho, hace poco dee un mense en tu blog, espero lo vieras. Pero gracias por interesarte. Te comento que hasta ahora solo escribo y subo a mi blog lo qu va saliendo, pero algún dia estara tan bien presentado omo el tuyo. Encuentro muy interesant lo que esribes y estare mucho mas atento a seguir tus escritos.
Un abrazo.
Mythos.

mythos dijo...

Hola Mariano, como estas?
He comenzado a extrañar tu visita, espero contar contigo mas seguido para hacer comentarios simpáticos.
Te cuento que termine de leer la histiria romana de la Mc Collough,(espero este bien escrito) y me encontre con detalles sorprendentes de la historia.
Un abrazo.
Nicolas Brito.

mythos dijo...

Mariano, garcias de nuevo.
Te cuento que vivo en Santiago de Chile, pero vivo 24 kilometros afurera, en la comuna de Lampa. Por lo menos allí el aire es mas limpio.
Soy papá de dos hios, uno 8 años, y una niña de 13. A tu pregunta de cuando y porque empecé a escribir, te dire que comence a colocar lo que hago en el blog en el mes de Marzo.
Tengo la fortuna de conocer toda la costa pacífica hasta Colombia, pero lamento no conocer aún Argentina. Me encantaría ir a Buenos Aires a comprar libros, y tomar café en la tarde.
Creo que cumplire ese sueño tarde o temprano.
Mariano, que tengas un buen día.
Nicolas Brito.

De un paseo por los blogs

De un paseo por los blogs